Dormir preserva selectivamente los recuerdos emocionales

XXXXXXXgUn estudio realizado por investigadores del centro médico BIDMC y el Boston College aporta nuevos y esclarecedores datos sobre los componentes específicos de los recuerdos emocionales, sugiriendo que el sueño desempeña una función importante en determinar lo que recordamos y lo que olvidamos.

Los recuerdos emocionales normalmente contienen elementos de alta trascendencia personal, como por ejemplo el automóvil que casi nos atropella cuando volvíamos a casa, junto con otros elementos que están sólo tangencialmente relacionados con la emoción, como el nombre de la calle por la que andábamos cuando ocurrió eso, o la tienda a cuyo lado acabábamos de pasar.

Jessica D. Payne, Robert Stickgold, Kelley Swanberg, y Elizabeth A. Kensinger querían averiguar si el acto de dormir afecta por igual a todos estos elementos en lo que se refiere a su conservación en la memoria, o si dormir puede permitir que algunos de los rasgos del evento se deterioren a un ritmo más rápido que otros.

Los investigadores pusieron a prueba a 88 estudiantes universitarios. A esos participantes del estudio les mostraron escenas de objetos neutros en un fondo neutro (un automóvil estacionado en una calle enfrente de una tienda), o cosas que despertaran emociones negativas en un fondo neutro (un automóvil tremendamente destrozado, como por un grave accidente, estacionado en una calle normal como la del primer caso).

Los resultados revelaron que los sujetos de estudio que se quedaron despiertos todo el día se olvidaron en gran medida de toda la escena negativa que habían visto, con sus recuerdos tanto de los objetos centrales como de los fondos deteriorándose a velocidades similares.

Sin embargo, entre los individuos que pasaron la prueba después de un período de sueño, los recuerdos de los objetos negativos centrales (es decir el automóvil destrozado por un accidente) se conservaban en detalle. Después de dormir esa noche, los sujetos recordaron con precisión los aspectos emocionales (el automóvil siniestrado), tal como lo hicieron los sujetos que habían pasado la prueba de los recuerdos sólo 30 minutos después de mirar las escenas.

Por el contrario, el sueño hizo poco por conservar los recuerdos sobre los fondos, por ejemplo los detalles sobre la calle, y la memoria para esos elementos alcanzaba un nivel comparablemente bajo después de una noche de sueño, como sucedía después de un día estando despiertos.

Esto demuestra que para conservar lo que se juzga como más importante, el cerebro hace un arreglo, fortaleciendo el centro emocional del recuerdo y bloqueando su periferia o fondo neutros.

XXXLimagen Dormir preserva selectivamente los recuerdos emocionales

separador

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s